HERMES

Federación Internacional de Comunicadores Populares

"EL DERECHO A LA AUTODETERMINACIÓN ES UN DERECHO DE LOS PUEBLOS, NO ES UNA PRERROGATIVA DE LOS ESTADOS"

 Informe  provisional  del  Experto  Independiente Sr. Alfred-Maurice de Zayas, sobre  la  promoción de un  orden  internacional democrático  y  equitativo.Finalmente aceptado  por la Asamblea General de la ONU el 7 de agosto de 2014.

Naciones Unidas A/69/272                                                                                                                                
Asamblea General Distr. general
7 de agosto de 2014
Sexagésimo noveno período de sesiones
Tema 69 b) del programa provisional*
Promoción y protección de los derechos humanos:
cuestiones de derechos humanos, incluidos otros
medios de mejorar el goce efectivo de los derechos
humanos y las libertades fundamentales
Promoción de un orden internacional democrático
y equitativo
Nota del Secretario General
El Secretario General tiene el honor de transmitir a la Asamblea General el
informe provisional del Experto Independiente sobre la promoción de un orden
internacional democrático y equitativo, Sr. Alfred-Maurice de Zayas, presentado de
conformidad con la resolución 68/175 de la Asamblea General.
* A/69/150.

Un extracto de dicho informe.Texto completo:http://ap.ohchr.org/documents/dpage_s.aspx?si=A/69/272

 "En  su  resolución  68/175,  la  Asamblea  General  tomó  nota  de  los  grandes cambios  que  se  estaban  produciendo  en  el  ámbito  internacional  y  la  aspiración  de todos  los  pueblos  a  un  orden  internacional  basado  en  los  principios  consagrados  en la  Carta  de  las  Naciones  Unidas,  como  la  promoción  y  el  fomento  del  respeto  de  los derechos  humanos  y  las  libertades  fundamentales  de  todos  y  el  respeto  del  principio de  la  igualdad  de  derechos  y  la  libre  determinación  de  los  pueblos,  la  paz,  la democracia,  la  justicia,  la  igualdad,  el  estado  de  derecho,  el  pluralismo,  el desarrollo,  un  mejor  nivel  de  vida  y  la  solidaridad.  Habida  cuenta  de  que  todos  los Estados  tienen  la  obligación  jurídica  de  respetar  los  propósitos  y  principios  de  las Naciones  Unidas  y  de  trabajar  para  fortalecer  sus  tres  pilares,  a  saber,  la  paz,  el desarrollo  y  los  derechos  humanos,  el  presente  informe  toma  como  punto  de  partida el  párrafo  5  de  la  resolución  68/175,  en  el  que  la  Asamblea  afirmó  que  un  orden internacional  democrático  y  equitativo  requería  la  realización,  entre  otras  cosas,  de: a) El  derecho  de  todos  los  pueblos  a  la  libre  determinación,  en  virtud  del cual  pudiesen  determinar  libremente  su  condición  política  y  procurar  libremente  su desarrollo  económico,  social  y  cultural; b) El  derecho  de  los  pueblos  y  las  naciones  a  la  soberanía  permanente  sobre sus  riquezas  y  recursos  naturales; c) El  derecho  de  todo  ser  humano  y  de  todos  los  pueblos  al  desarrollo; El  derecho  de  todos  los  pueblos  a  la  paz. A  este  respecto,  el  Experto  Independiente  ha  tomado  en  consideración  la resolución  68/153  de  la  Asamblea  General  y  el  informe  del  Secretario  General  sobre la  libre  determinación  (A/68/318),  en  los  que  se  reconoce  que  el  logro  de  la  libre determinación  es  un  requisito  fundamental  para  la  garantía  y  el  respeto  efectivos  de los  derechos  humanos.  Ha  tenido  en  cuenta  también  el  estudio  sobre  las consecuencias  de  la  doctrina  del  descubrimiento  para  los  pueblos  indígenas, incluidos  mecanismos,  procesos  e  instrumentos  de  reparación,  presentado  al  Foro Permanente  para  las  Cuestiones  Indígenas,  en  el  que  se  alienta  a  los  relatores especiales  a  desempeñar  una  función  en  el  establecimiento  de  normas  pertinentes (E/C.19/2014/3,  párr.  36).  Desde  2012,  el  Experto  Independiente  ha  recibido  cada vez  más  recursos  y  comunicaciones  de  partes  interesadas  sobre  cuestiones  relativas a  la  libre  determinación:

1 El  derecho  a  la  libre  determinación  consiste,  fundamentalmente,  en  que  las personas  y  los  pueblos  tomen  las  riendas  de  su  destino  y  puedan  desarrollar plenamente  su  identidad,  bien  dentro  de  los  límites  de  Estados  existentes,  bien accediendo  a  la  independencia.  La  libre  determinación  no  debe  considerarse  un resultado  final,  sino  un  proceso  sujeto  a  revisión  y  ajuste,  y  su  manifestación  debe responder  a  la  elección  libre  y  voluntaria  de  los  pueblos  en  cuestión .

2 En  un  contexto de  protección  de  los  derechos  humanos  y  no  discriminación.  La  libre  determinación no  puede  interpretarse  como  una  simple  elección  que  se  toma  en  un  momento  dado. Por  ejemplo,  en  las  consultas  de  expertos  convocadas  por  el  Experto  Independiente  en  Ginebra, en  mayo  de  2013,  y  en  Bruselas,  en  mayo  de  2014,  en  las  que  hicieron  uso  de  la  palabra representantes  de  la  Indigenous  Peoples  and  Nations  Coalition,  el  Consejo  Indio  de  Sudamérica, los  aborígenes  australianos  y  la  International  Human  Rights  Association  of  American  Minorities. 2  Western  Sahara,  Advisory  Opinion,  I.C.J.  Reports,  1975,  pág.  12., ni  caduca  con  el  transcurso  del  tiempo.  Al  igual  que  los  derechos  a  la  vida,  la libertad  y  la  identidad,  es  un  derecho  fundamental  al  que  no  puede  renunciar. 

3.Como ejercicio  democrático  permanente,  la  libre  determinación  entraña  la  participación  en condiciones  de  igualdad  de  un  pueblo en  la  adopción  de  decisiones,  un  diálogo continuo  mediante  el  que  las  partes  ajustan  y  reajustan  su  relación  en  beneficio mutuo.  Puede  ejercerse  a  distintos  niveles,  desde  un  mayor  empoderamiento,  la autonomía  regional  o  el  federalismo  hasta  la  secesión.  Cuando  a  los  pueblos  se  les priva  de  sus  derechos  y  de  la  posibilidad  de  desarrollar  su  identidad  cultural,  pueden aumentar  las  tensiones  hasta  culminar  en  conflictos  armados  que  se  resuelven  bien con  la  victoria  militar  de  los  pueblos  y  su  consiguiente  independencia,  bien  con  su derrota  y  aniquilación.  En  los  casos  de  la  descolonización,  la  disolución  de  la  Unión Soviética  y  Yugoslavia  y  la  independencia  de  Sudán  del  Sur,  el  proceso  no  ha concluido,  sino  que  continúa  hoy  en  día  con  la  lucha  de  muchas  minorías,  pueblos indígenas  y  pueblos  que  viven  bajo  ocupación,  que  tratan  de  lograr  un  mayor  grado de  autonomía  administrativa  y  de  gobierno.  La  comunidad  internacional  debe elaborar  estrategias  para  facilitar  la  alerta  temprana  y  prestar  asistencia  a  los Estados  para  concebir  soluciones  oportunas.

4. En  primer  lugar,  conviene  aclarar  que  los  titulares  del  derecho  a  la  libre determinación  son  los  pueblos,  una  idea  que  nunca  se  ha  definido  de  manera  concluyente, a  pesar  de  su  frecuente  utilización  en  los  foros  de  las  Naciones  Unidas.  Los  participantes en  una  reunión  de  expertos  de  la  UNESCO  sobre  la  libre  determinación  hicieron  suya  la denominada  “definición  de  Kirby”  ,  según  la  cual  se  reconoce  como  “pueblo”  a  todo grupo  de  personas  con  una  tradición  histórica  común,  una  identidad  étnica  o  racial, homogeneidad  cultural,  unidad  lingüística,  afinidad  religiosa  o  ideológica,  conexión territorial  o  una  vida  económica  común.

5 . A  ello  debe  añadirse  un  elemento  subjetivo:  la voluntad  de  ser  reconocido  como  pueblo  y  la  conciencia  de  ser  un  pueblo. Numéricamente,  un  pueblo  debe  ser  más  que  “una  mera  asociación  de  personas establecida  dentro  del  Estado” 6 .  Su  reivindicación  resulta  más  apremiante  si  ha  creado instituciones  u  otros  medios  de  expresar  su  identidad  y  sus  características  comunes.  En términos  sencillos,  el  concepto  de  “pueblo”  abarca  las  minorías  étnicas,  lingüísticas  y religiosas,  los  grupos  diferenciables  que  viven  bajo  dominación  extranjera  u  ocupación militar,  y  los  grupos  indígenas  privados  de  autonomía  o  soberanía  sobre  sus  recursos naturales. 

 6. Los  garantes  del  derecho  a  la  libre  determinación  son  todos  los  Estados Miembros  de  las  Naciones  Unidas,  que  deben  reconocer  y  promover  este  derecho, individual  y  colectivamente,  de  conformidad  con  las  disposiciones  erga  omnes  de  la Carta  y  los  tratados  de  derechos  humanos.  En  aras  de  la  estabilidad  nacional  e internacional,  resulta  fundamental  empoderar  a  los  pueblos  para  que  gocen  de  los derechos  humanos  sin  discriminación  y  para  que  ejerzan  un  cierto  grado  de autonomía  de  gobierno.  De  lo  contrario,  existen  muchas  posibilidades  de  que  estalle un  conflicto.

7. La  libre  determinación  puede  entenderse  desde  diversas  perspectivas.  Por  una parte,  está  la  legitimidad  de  elección,  es  decir,  la  posibilidad  de  todos  los  pueblos  de elegir  la  forma  de  gobierno  que  estimen  adecuada  a  su  cultura  y  sus  tradiciones.  Por otra,  está  el  derecho  de  dos  o  más  pueblos  a  unificarse  en  un  solo  Estado.  Además, existe  la  posibilidad  de  ejercer  distintos  grados  de  autonomía  cultural,  económica  y política  dentro  de  una  entidad  estatal,  y  otra  expresión  de  la  libre  determinación consiste  en  la  aspiración  a  la  independencia.  Todas  estas  manifestaciones  de  la  libre determinación  deben  interpretarse  en  el  contexto  de  la  Carta  y  los  tratados  de derechos  humanos,  que  rechazan  cualquier  forma  de  colonialismo,  neocolonialismo y  ocupación  extranjera.  Según  se  aclara  en  la  Declaración  sobre  los  Principios  de Derecho  Internacional  Referentes  a  las  Relaciones  de  Amistad  y  a  la  Cooperación entre  los  Estados  de  Conformidad  con  la  Carta  de  las  Naciones  Unidas,  anexa  a  la resolución  2625  (XXV)  de  la  Asamblea  General,  “el  establecimiento  de  un  Estado soberano  e  independiente,  la  libre  asociación  o  integración  con  un  Estado independiente  o  la  adquisición  de  cualquier  otra  condición  política  libremente decidida  por  un  pueblo  constituyen  formas  del  ejercicio  del  derecho  de  libre determinación  de  ese  pueblo”.  En  todos  los  casos  descritos,  la  libre  determinación puede  entenderse  como  un  vehículo  para  la  paz  y  un  elemento  integrante  de  un orden  mundial  democrático  y  equitativo.

8. A  este  respecto,  el  Experto  Independiente  recuerda  que  el  orden  internacional prevalente  tras  la  Segunda  Guerra  Mundial  ha  sido  rebatido  y  modificado  en múltiples  ocasiones  en  virtud  de  las  aspiraciones  de  los  pueblos  no  autónomos  a lograr  la  libre  determinación  interna  y  externa.  En  algunos  Estados,  el  federalismo ha  garantizado  el  derecho  a  la  libre  determinación  de  ciertos  grupos  de  la  población. En  otros,  la  separación  ha  sido  el  resultado  de  un  conflicto  armado.  Hubiera  sido preferible  lograr  la  aplicación  del  derecho  a  la  libre  determinación  a  través  del reconocimiento  y  las  negociaciones  de  buena  fe,  en  lugar  del  recurso  a  la  fuerza. Dado  que,  en  el  siglo  XXI,  quedan  muchos  pueblos  que  no  han  alcanzado  la  libre determinación,  es  importante  que  la  comunidad  internacional  reconozca  sus aspiraciones  y  formule  una  estrategia  para  ayudarlos  a  gozar  de  su  derecho  evitando el  recurso  a  los  conflictos  armados.

9. Para  que  puedan  prosperar  los  derechos  humanos,  la  paz,  la  seguridad  y  la estabilidad,  las  relaciones  entre  los  pueblos  y  las  entidades  gubernamentales  deben fundarse  en  un  acuerdo  genuino  y  permanente  basado  en  un  contrato  social,  y,  en caso  de  que  el  gobierno  vulnere  dicho  contrato,  el  pueblo,  como  soberano,  debe tener  al  derecho  democrático  a  redefinir  la  relación.  Según  señaló  Michael  van  Walt, “la  paz  no  puede  existir  en  los  Estados  no  legítimos  o  cuyos  gobiernos  ponen  en peligro  la  vida  o  el  bienestar  de  una  parte  de  la  población.  La  comunidad internacional,  sus  miembros  e  instituciones  tienen  la  obligación  de  actuar  cuando  se vulnere  el  derecho  internacional,  incluidos  los  derechos  humanos  y,  en  particular,  el derecho  a  la  libre  determinación”.

10. El  presente  informe  se  basa  en  los  informes  anteriores  del  Experto Independiente,  que  parten  de  la  premisa  de  que  la  Carta  de  las  Naciones  Unidas  es  la constitución  del  mundo  y  que  la  mejor  vía  para  el  progreso  humano  estriba  en  el estado  de  derecho.  Un  orden  internacional  democrático  y  equitativo  requiere  que todos  los  Estados  observen  la  Carta  y  apliquen  el  derecho  internacional  de  manera uniforme.  La  mejor  forma  de  velar  por  la  paz  y  la  seguridad  mundiales  es  que  los Estados  observen  los  tratados  de  buena  fe  (pacta  sunt  servanda)  y  no  se  evadan  de aplicarlos  ni  inventen  lagunas  que  frustren  su  objeto  y  su  fin.  La  credibilidad  del derecho  depende  de  su  aplicación  uniforme.  Las  normas  no  se  pueden  aplicar  de manera  selectiva.  El  unilateralismo  y  las  excepciones  deben  considerarse anacronismos  en  el  siglo  XXI.

11.  En  el  informe,  el  Experto  Independiente  analiza  las  normas  y  prácticas aplicables  y  concluye  que  la  paz  y  la  seguridad  internacionales  están  en  peligro mientras  los  pueblos  no  alcancen  la  libre  determinación  y  estén  sometidos  a ocupación  y  explotación  por  potencias  extranjeras.  Por  lo  tanto,  para  lograr  un  orden internacional  democrático  y  equitativo,  es  necesario  velar  por  que  todos  los  pueblos disfruten  de  su  derecho  a  la  libre  determinación,  el  cual  entraña  necesariamente  el derecho  a  vivir  en  su  patria  sin  verse  amenazados  por  la  depuración  étnica  o  la privación  de  sus  raíces,  su  historia,  su  tierra  y  sus  recursos.

12.  Aunque  el  presente  informe  provisional  se  centra  principalmente  en  la  libre determinación  externa,  que  es  la  que  conlleva  mayor  riesgo  de  conflicto,  el  Experto Independiente  destaca  las  ventajas  de  la  dimensión  interna  de  la  libre  determinación.

13.  Por  libre  determinación  interna  se  entiende  la  democracia  participativa, conforme  a  lo  establecido  en  el  artículo  25  del  Pacto  Internacional  de  Derechos Civiles  y  Políticos,  y  el  derecho  de  un  grupo  de  población  presente  en  un  Estado  a participar  en  la  adopción  de  decisiones  a  nivel  estatal,  que  también  podría  implicar el  derecho  al  ejercicio  de  la  autonomía  cultural,  lingüística,  religiosa  y  política dentro  de  las  fronteras  de  un  Estado  existente.  Por  libre  determinación  externa  o libre  determinación  plena  se  entiende  el  derecho  de  un  pueblo  a  decidir  sobre  su estatuto  político  en  el  orden  internacional  en  relación  con  otros  Estados,  incluido  el derecho  a  la  secesión  de  un  Estado  existente.

14.  Cuando  todos  los  pueblos  disfrutan  de  los  derechos  humanos  sin discriminación  y  las  poblaciones  sienten  que  tienen  las  riendas  de  su  destino,  su interés  en  alcanzar  la  libre  determinación  externa  es  menor.  La  arrogancia,  la exclusión,  la  arbitrariedad  y  el  descuido  por  parte  de  los  gobiernos  pueden  conducir a  pueblos  pacíficos  a  la  desesperación  y  la  violencia.  Los  gobiernos  tienen  la obligación  de  proteger  los  derechos  humanos  de  las  personas  que  se  encuentran  bajo su  jurisdicción  y  adoptar  medidas  de  fomento  de  la  confianza  para  crear  sociedades pacíficas  regidas  por  el  estado  de  derecho. 15.  El  Experto  Independiente  recuerda  las  palabras  pronunciadas  por  el  Sr. Federico  Mayor,  ex  Director  General  de  la  Organización  de  las  Naciones  Unidas para  la  Educación,  la  Ciencia  y  la  Cultura  (UNESCO),  en  una  conferencia  de  la UNESCO  sobre  el  derecho  a  la  libre  determinación: En  el  mundo  globalizado  de  hoy  en  día,  las  fronteras  entre  los  Estados  se  han vuelto  relativas  […].  Debe  hacerse  todo  lo  posible  para  velar  por  que  los intereses  políticos  inmediatos  de  los  Estados  no  comprometan  las  aspiraciones de  todos  los  pueblos  a  la  libertad  y  a  otros  derechos  legítimos.  Debe  existir  una negociación  entre  todas  las  partes  para  evitar  conflictos  y  encontrar  soluciones pacíficas  [...].  El  derecho  a  la  libre  determinación  debe  abarcar  los  derechos culturales,  lingüísticos  y  a  la  comunicación,  además  de  los  derechos  sociales, económicos  y  políticos,  pues  estos  son  interdependientes".

Vistas: 42

Comentario

¡Tienes que ser miembro de HERMES para agregar comentarios!

Únete a HERMES

Foro

El injerecismo capitalista imperial y la sorpresa revolucionaria que ha dado el bravo valiente y pacifico pueblo chavista de la República Bolivariana de Venezuela.

16/10/2017Por: Freddy Marcial Ramos 16/10/2017Por: Freddy Marcial Ramos      Como luchador social que he sido en toda mi vida pedagógica, siempre he creído  que el pueblo económicamente débil ha sido…Continuar

Etiquetas: Ante la arremetida Halcona del imperio EUA, la unión del pueblo latino soberano es insoslayable

Iniciada por Freddy Marcial Oct 17.

PROPUESTA POPULAR CONTRA EL BACHAQUEO" (II)

Por: Freddy Marcial Ramos21/07/2015Republicado el 06/10/2017Respetables lectoras y lectores.        En virtud de que la situación socio económica que afecta gravemente ahora con mayor profundidad y…Continuar

Etiquetas: Ante la arremetida Halcona del imperio EUA, la unión del pueblo latino soberano es insoslayable

Iniciada por Freddy Marcial Oct 6.

Las luchas de clase contra la conspiración imperial capitalista.

Por: Freddy Marcial Ramos23/09/2017.Respetables lectoras y lectoras.      A Politólogos, sociólogos, antropólogos, historiadores, periodistas, economistas e incluso a “Sesudos investigadores…Continuar

Etiquetas: Ante la arremetida Halcona del imperio EUA, la unión del pueblo latino soberano es insoslayable

Iniciada por Freddy Marcial Sep 30.

Las proezas del débil David asustan y preocupan al agresivo Goliat

Respetables lectoras y lectores.      Es realmente preocupante para la sociedad respetuosa pacífica, amante de la paz, del amor por nuestros semejantes, la convivencia, la tolerancia, la democracia y…Continuar

Etiquetas: Ante la arremetida Halcona del imperio EUA, la unión del pueblo latino soberano es insoslayable

Iniciada por Freddy Marcial Jul 18.

HERMES Internacional

          Quienes somos

© 2017   Creada por Roberto Domínguez.   Con tecnología de

Informar un problema  |  Términos de servicio